Tag Archives: emplazamiento

Volvemos a Esperanza sur

6 Sep

Mariano Peña, Mauricio Colmenero en ‘Aída’, presenta la octava temporada de la serie, cuyo éxito radica, “no en su cutrez, sino en lo reconocible de sus personajes”, opina. «Todo el mundo conoce un bar Reinols en su barrio, o identifica al inmigrante que se busca la vida, al fascista exaltado que interpreto… Los tenemos a cada paso que damos”, explica el actor, y añade: “España es así”.

Ayer se estrenó la nueva temporada. En los nuevos capítulos, Mauricio se convierte en el donjuán de Esperanza Sur. Tras superar el descalabro amoroso sufrido con Soraya, intenta encontrar una nueva mujer. Pero tampoco dará con la adecuada, pese a tantear a varias. “Ninguno de sus nuevos amores llegará a buen puerto. Continuará solo”, admite el actor.

“Sólo le interesan las chicas y el dinero. Quizás buscando nuevas conquistas, se embarca en diferentes negocios, pensando que, a lo mejor, pilla cacho. Dicen que desafortunado en amores, afortunado en el juego, y, por eso abre un locutorio ilegal y prueba suerte después con un local de citas rápidas que tampoco cuaja. Y ni con ésas: a él no le funciona el dicho”, confiesa Peña.

Todas esas desgracias continúan con el mismo culpable: Machupichu. Y como consecuencia, en los próximos episodios, llega su despido. Para Peña, la relación de su personaje con el empleado es “prácticamente de hermanos”: «Mauricio vuelca en Machupichu todas sus frustraciones, pero en el fondo le quiere. Es como la tele, que todos protestamos por ella, pero la ponemos. Y la queremos ahí”.

La relación de Luisma y Paz se tambaleará por la incorporación de dos nuevos personajes. Paz huye hace Miami gracias a unos falsos cuernos perpetrados por Luisma y Maria León. Dias después regresará del brazo del piloto que interpreta Eloy Azorín.

Mientras tanto, Lorena buscará a toda costa la fama, Jonathan empezará a tontear con las drogas y Chema seguirá en su linea, sufriendo su mala suerte. Tampoco en estos 13 nuevos capítulos regresará la que da nombre a la serie. Aída no saldrá aún de la cárcel.

Un nuevo año en Esperanza sur que permitirá seguir exprimiendo los papeles que tan buenas cifras otorgaron a la cadena la temporada pasada (2.291.000 espectadores y un 18,2% de share).

Anuncios

Integración de placement en el BOE

3 Sep

El debate lleva abierto 5 meses: cuál es el objetivo del product placement, la venta o el entretenimiento.

El día 1 de abril vió la luz la nueva legislación sobre placement en España, la cual limita las funciones comerciales del mismo. En el artículo 17 del Boletín oficial del estado podemos leer:

“El emplazamiento no puede condicionar la independencia editorial. Tampoco puede incitar directamente a la compra o arrendamiento de bienes o servicios, realizar promociones concretas de éstos o dar prominencia indebida al producto”

Pese a los intentos de los señores del BOE por redactar de una forma clara que elimine cualquier indicio de ambigüedad, este punto del artículo se presta por completo a la libre interpretación.

“No puede incitar directamente a la compra o arrendamiento”.

Me gustaría saber que entienden los señores del BOE por “incitar directamente”, ¿estimularles para la compra?. Y si es así, ¿dónde esta el límite, la frontera, entre la estimulación directa y no directa que lleva a la compra?

Si adoptamos un rol extremista, todas las acciones activas instan al consumo inmediato, o a corto plazo, del producto. Aún así se siguen haciendo, las seguimos haciendo, y nadie dice nada. A lo mejor es que se entiende como “estimulación directa a la compra” que salga un personaje dirigiéndose al espectador para describirle las cualidades del producto, imprimiendo en el último la imperiosa necesidad de adquirirlo. Pero entonces no estaríamos hablando de product placement, sería un spot integrado, por llamarlo de alguna forma.  

Por definición, el emplazamiento de productos es una técnica publicitaria que consiste en la integración de productos y/o marcas en contenidos audiovisuales, a cambio de una contraprestación económica, con un fin comercial. No nos engañemos, el fin último del placement es el consumo. Lo ideal es que exista un equilibrio entre la parte de “publicidad” y la de “entretenimiento”.

“Tampoco puede (…) dar prominencia indebida al producto”

La ambigüedad y desconocimiento sobre el product placement vuelve a estar presente en el artículo. Vuelvo a preguntarme qué clase de concepción tiene esta gente sobre el placement, o qué consideran ellos “prominencia indebida”. Una trama que gira en torno a un producto provoca gran prominencia en él pero ¿es indebida?. Cuando se cambia un guión para adaptarlo, o se crea una trama para un anunciante, ¿es indebido?

El incumplimiento de este punto del artículo reside unicamente en la interpretación de cada uno ergo será un debate que seguirá en pie hasta la próxima regulación.

A %d blogueros les gusta esto: